fbpx

El coworking se mantiene y crece para el 2018, entonces ¿cuáles son las preguntas fundamentales para seguir pensando el coworking como modo de trabajo y estilo de vida? Cómo es el perfil del usuario que seguirá contratando el servicio y cómo tendrán que adaptarse los espacios.

  • Experiencia del usuario: debe diseñarse una experiencia del usuario que comience antes de entrar al propio espacio. Debe diseñarse el recorrido de la persona desde el primer contacto, la presentación y la introducción al espacio
  • Competitividad con los grandes coworking: actualmente las grandes empresas están desarrollando sus propuestas de coworking con más de 200 miembros, lo cual hace pensar que estas instituciones pueden ser más rentables que los que cuentan con entre 1 y 24 miembros. Sin embargo, los pequeños coworking cuentan con la ventajosa opción de especializarse o correr el riesgo de desaparecer, ya que serán estos grandes espacios los que dominarán el mercado
  • Coworking y el impacto social: las empresas, el talento humano, los proyectos, los startups nacen y se desarrollan dentro de una sociedad con determinadas condiciones y necesidades. Respondiendo a la conciencia de este hecho los modelos de negocio deben girar en torno a objetivos que añadan valor a la comunidad.
  • Coworking locales: son alternativas que prestan servicios centrados en el tipo de comunidad que atienden, por ello la interacción ha de ser diferente. Son espacios que disponen de grandes superficies, sin embargo, no son centros innovadores, ya que dedican todos sus esfuerzos a las relaciones entre la comunidad.
  • Especialización = Supervivencia:  la especialización es una tendencia al alza como consecuencia de la llegada de grandes agentes. Para conseguir diferenciar nuestro coworking del de otros hay que apostar por desarrollar un negocio enfocado a nichos concretos del mercado

El desarrollo de grandes coworkings es la amenaza inminente de los más pequeños para el próximo año, sin embargo su capacidad de especialización es la tendencia más marcada -y solución- que deben seguir los coworking en el 2018, apostando siempre a la supervivencia y a la competitividad del mercado.

Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Compartir con amigos